Cuando te conocí

sábado, 2 de mayo de 2009
El día que lo conocí, fue algo sin premeditar. Estaba en mi casa aburrida y decidí dar uso a la invitación virtual de un pibe que conocí por un blog del fandom. "Dale! vení a la proyección, total es a diez cuadras de tu casa, si ves que somos serial killers te escapas a la luz del día."

Y fui.

Yo odio el calor y ese día lo hacía en extremo, tenía un pantalón de bambula blanco y una musculosa celeste (tiempo más tarde me dirían que donde iba yo iban las cabezas de los muchachos porque se transparentaba mi atuendo). Llegué y le mandé un mensaje al gato, "estoy aca en la esquina, no veo a nadie" ... y al toque salen cruzando desde la cuadra de enfrente dos hombres; eran el gato y el perro, se presentaron, me saludaron y yo muy timidamente respondí. Tal fue mi sorpresa que el perro se asombraba de mi estatura. El era tan extrovertido, alegre y me hacía sentir cómoda.

Íbamos a entrar a la proyección con el grupete de gente pero de tanto calor se corto la luz del lugar, ocasión ideal para ir a un parque a charlar y a conocernos. Recorrimos el centro y más tarde ese día el perro me dijo:

Mañana te veo?
No.
Cómo que no, qué tenes que hacer?
Nada.
Y por qué no venís ?
No sé.

Y ese día me fui contenta de conocer unas personas agradables (en esa época estaba muy sola).

Al otro día volví para la proyección fallida, no hacía calor y yo estaba más punky, con mi pañuelito en la cabeza, mi mítica remera de Cadena Perpetua y mis jeans rotos. Ya en confianza me comporté con total naturalidad y el me seguía mirando, me abrazó y me dijo que le gustaba como era con el. Ese día yo tenía que ir a cenar con mis tías y el me acompaño a tomarme el colectivo, en un momento hace una morisqueta, lo mire a los ojos riéndome y ahí me enamoré, fue así de simple. Ahí lo supe, me despedí con un abrazo de esos tan particulares de el y me fui pensando en el. Siempre que me enamoré que no se si fueron muchas o pocas veces para mi edad ... me pasó igual, supe el momento justo donde me pasaba.

Tenía novio hace casi tres años, hablabamos de vivir juntos a corto plazo, eramos lindos pero llego el perro y me dio vuelta la cabeza.

Hoy casi tres años después le dije que no quiero hablar más con el, que no puedo escuchar nada más de el si no es algo que realmente valga la pena y le importe contarme, que por ahora no lo quiero en mi vida como absolutamente nada y así en las escaleras de un edificio de la avenida Belgrano, le di un abrazo ni la mitad de cálido de los que soliamos darnos, le dije que fue un gusto conocerlo y me fui sin mirar atrás.

Obvio que apenas me pude ir de ese lugar, tomé un taxi y la catarata apareció luego de prometerme y cumplir durante un año el no volver a llorar por el.



Va a ser re difícil pero si quiero algún día volver a tener una relación completa debo expulsarlo para que no sea la sombra de lo que pudo haber sido todo con el.




10 comentarios:

Cherry Lips dijo...

Y lo peor es que esta conversación la tendría que haber tenido hace año y medio y no ahora.

El Tano dijo...

Más vale tarde que nunca, bien por dar el paso.
Ahora a apechugar...

QSUM dijo...

Dificil.

Yo no tengo fuerza de voluntad. Que mierda.

Scar dijo...

.

Los perros siempre son difíciles...

Cherry Lips dijo...

Tano: si que si igual costoo horrores!

QSUM: yo no la tuve mucho tiempo, pero sobrepaso el tanque, ahora no si si algún día podre tener una relación cordial y eso es lo que me angustia más.

Scar: si ni hablar!!!!!!!!

Flori dijo...

Fush fush hay que decirles.

Sino, veneno para ratas. A algunos perros les gusta...


;)

portenita dijo...

Que sea la última vez en tu VIDA que te vas así sola y sin siquiera un mensajito.

Me preocupo por vos, perra.

Te quiero horrores.

Freedom dijo...

Acabo de leer tu historia y me recuerda que hace muchos años en una mirada me enamore perdidamente y despues de muchos años en una escalera de un edificio lo deje. Por que?? La misma razón. Pero de ahi en adelante siempre tuve que pensar que era un choclate y yo estaba a regimen. Cada tanto el chocolate me hace agua la boca pero si la experiencia te sirve siempre me deja un sabor amargo cada vez que pego un mordisco

espero te sirva la receta Suerte en la resistencia!!! hay que ser valiente para elegir con libertad lo que mas nos conviene para nuestra vida...

besos
Freedom

lexi dijo...

uh, sé de esas historias, es difícil, pero todo pasa!









abrazo!

Cherry Lips dijo...

Flori: jaja lo tóxico es mejor dejarlo fuera de mi alcance, así que solo se dice y así entienden.

Porteñita: cheeeeee que G. vio como me tome el taxi y después hablé con E. diciendole que estaba ok, solo me agarro bronca con la pendex porque no tuvo códigos. Y YO TE QUIERO HORRORES MUJER!

Freedom: ok, digamosle NO al chocolate!!! y gracias por el consejo =)

Lexi: lo sé, en un tiempo me reire. Como digo en estos días, al corto plazo sera difícil pero a largo plazo ayudara a fortalecer mi carácter, de eso estoy segura!


Gracias por leerme!